Uso de vinagre blanco para descalcificar cafeteras

Si has llegado hasta este artículo lo más probable es que tu cafetera tenga una luz naranja encendida, lo que significa en la mayoría de las marcas y modelos que debes descalcificar tu cafetera. O también puede que el café ya no salga con la presión adecuada y tu cafetera necesite una descalcificación urgente.

Una vez tenemos claro que queremos o debemos descalcificar nuestra cafetera, nos surge la pregunta de si podemos usar vinagre blanco o, por el contrario, estamos obligados a usar los líquidos descalcificadores recomendados por la marca.

El vinagre blanco se ha usado desde hace muchos años para limpiar depósitos de cal, tanto en electrodomésticos como superficies en contacto con agua. El poder anti-cal del vinagre blanco reside en su alto nivel en ácido acético, que ronda el 5%.

Tipos de vinagre blanco para descalcificar cafeteras

El vinagre blanco es solo uno, pero se puede clasificar en dos atendiendo a la forma en la que se ha extraído. Así el vinagre blanco se llamará vinagre de alcohol o vinagre destilado:

  • Uno de los nombres más conocidos del vinagre blanco es el de vinagre de alcohol. El cual es habitual que se haya obtenido a partir de la caña de azúcar, dejando que el extracto de caña de azúcar pase por una fermentación ácida. Durante este proceso, el líquido se oxida y las sustancias químicas que lo componen se vuelven más ácidas, obteniendo entre un 5% y un 20% de ácido acético.
  • Otro de los nombres comunes para el vinagre blanco es el de vinagre destilado (de malta), que se elabora a partir de cualquier tipo de arroz, malta, vino, fruta, etc. Y como su nombre indica, se destila a partir del etanol. “Destilado” significa que el componente líquido se separa de la mezcla base, produciendo una solución incolora con cerca de un 5% a un 8% de ácido acético en agua.
Tipos de vinagre blanco
Tipos de vinagre blanco

¿Por qué usar vinagre blanco para descalcificar cafeteras?

Según mi experiencia y conocimiento de las cafeteras, tanto domésticas como comerciales, la única razón para no usar vinagre blanco para descalcificar son las objeciones de las marcas en sus manuales de instrucciones.

Si el vinagre blanco ha eliminado la cal de aquellas primeras cafeteras de goteo inventadas a principios del siglo XIX o las espresso y Mokas de principios del siglo XX, ¿Qué hace a las cafeteras actuales diferentes? ¿Existe algún componente especial al que afecta el vinagre negativamente?

Si además pensamos en el coste de los productos descalcificadores, con mayor motivo tiene sentido usar vinagre blanco para descalcificar cafeteras. La diferencia de coste y rendimiento es de 10 veces mayor en la mayoría de los descalcificadores comerciales. Además, el vinagre blanco (ya sea de alcohol o de malta) se obtiene con unos procesos más naturales que los descalcificadores comerciales, por lo que son productos “más ecológicos”.

Sólo si tu cafetera es de alta gama y muy cara, te recomiendo que uses los líquidos recomendados por el fabricante, no porque piense que el vinagre blanco va a dañar tu cafetera, sino porque en caso de avería podrían justificarla por haber usado vinagre y anular la garantía. Sin embargo, si tu cafetera es de gama media-baja, ni te plantees comprar esos descalcificadores comerciales.

¿Por qué las marcas de cafetera no recomiendan usar vinagre para descalcificar?

Es curioso como todos los fabricantes que no recomiendan el uso de vinagre blanco para descalcificar sus cafeteras, tienen a la venta productos químicos descalcificadores. Aquí podemos pensar de dos formas; una bien intencionada y otra interesada:

  1. Como el vinagre blanco es dañino para sus cafeteras, las marcas se ven en la obligación a fabricar descalcificadores específicos para sus cafeteras.
  2. Las marcas observan que sus productos están diseñados para durar años y que aparte del consumo regular de café, se necesitan realizar descalcificaciones regulares para mantener las máquinas en buenas condiciones. Deciden crear sus propios líquidos y ganar dinero con ello.

En la imagen de más abajo vemos extractos de los manuales de cafeteras Nespresso y Dolce Gusto, donde nos advierten de que no usemos vinagre blanco. Sin embargo, ningunas de esas advertencias están justificadas de forma argumentada. ¿Qué componentes pueden dañarse? ¿Cómo se produce ese daño? ¡No hay argumentación porque no existe!

Extractos de los manuales Dolce Gusto y Nespresso sobre el vinagre
Extractos de los manuales Dolce Gusto y Nespresso sobre el vinagre

Cuando desarmamos una cafetera de cápsulas de cualquier fabricante siempre encontramos los mismos componentes, fabricados de los mismos materiales; Depósito de agua plástico, thermoblock de aluminio, bomba vibratoria de plástico y acero inoxidable (partes internas), tuberías de goma y otros componentes metálicos.

Ni siquiera usando vinagre sin diluir, con un porcentaje estándar de ácido acético al 5%, podría dañar estos componentes procediendo con una descalcificación rutinaria y con aclarados posteriores. Al menos, el ácido acético no es mucho más corrosivo que el ácido sulfámico que contienen la mayoría de los descalcificadores comerciales.

Cómo usar el vinagre blanco para descalcificar una cafetera

Aquí os voy a dejar cómo a mí me gusta usar el vinagre blanco para descalcificar tanto las cafeteras que uso, como las que reparo habitualmente. Pero como este método se puede considerar un “método casero” caben todas las variaciones que cada usuario quiera realizar.

Mi método se basa en que el ácido acético del vinagre y el ácido sulfámico de los descalcificadores comerciales es equivalente. Aunque los descalcificadores comerciales no indican el porcentaje de ácido sulfámico que contienen, en la mayoría de la bibliografía consultada para este artículo se recomienda una proporción del 10% de este.

Para ser menos agresivo con la cantidad de ácido, disuelvo el vinagre en agua al 50%, de modo que procederé a realizar la descalcificación con un 2.5% de ácido acético, 4 veces más débil que usando un descalcificador comercial. Hay ocasiones en las que uso vinagre puro para descalcificar, pero siempre y cuando la cafetera esté en muy malas condiciones.

La forma de proceder con la descalcificación puede ser llevando nuestra máquina al “modo descalcificación”, o también puedes hacerlo sin este estado.

Para descalcificar sin modo descalcificación, realizarías tantas veces como quieras la operación de servir un café (sin cápsula) con la mezcla de vinagre y agua, esperando entre una operación y otra un minuto. Si el agua no sale muy sucia puedes volver a usarla para otra descalcificación seguida o para limpiar el baño (esto es lo que yo suelo hacer).

Para que quede más claro os muestro un video sobre como lo hago yo:

Deja un comentario