Los diferentes sabores del café

El café es una de las bebidas más amadas y populares en todo el mundo. Su aroma y sabor inconfundible lo convierten en el acompañante perfecto para despertarse por la mañana, tomar un descanso en el trabajo o disfrutar de una reunión con amigos y familiares.

Es difícil imaginar un día sin café, ya que se ha convertido en una parte integral de nuestras vidas. Sin embargo, muchas veces consumimos el mismo tipo de café sin siquiera considerar que existen diferentes mezclas y marcas que pueden ofrecer sabores únicos y distintivos.

Cada variedad de café posee un sabor y unas características únicas que lo distinguen del resto. En este artículo te enseñaré a distinguir desde los matices afrutados y florales hasta los sabores terrosos y amargos que cada tipo de café tiene para ofrecer.

Diferencia entre gusto y sabor

Para comprender mejor el café, es importante distinguir entre dos elementos que lo definen y clasifican: el gusto y el sabor.

El gusto es uno de nuestros cinco sentidos, y está determinado por los receptores de las papilas gustativas. Este sentido incluye cinco sabores principales: amargo, ácido, dulce, salado y umami, los cuales determinan nuestra percepción de la comida y la bebida.

Estas sensaciones son conocidas como sabores, aunque en realidad el gusto es un sentido más complejo que percibe otros elementos, como el aroma, el tacto y el sabor en sí mismo. Además, otros aspectos como la textura, la temperatura o la astringencia también forman parte de nuestra percepción del gusto.

Descripción de los sabores del café

Es esencial que el café tenga un equilibrio de diversos sabores, y que ninguna característica sensorial, incluyendo los sabores básicos, sea dominante sobre las demás.

Receptores del sabor en la lengua
Receptores del sabor en la lengua

Dulzor

El dulzor en el café es un sabor importante que se debe a la presencia de azúcares naturales y otros compuestos, variariando según el origen y el nivel de tostado del café. Es importante aprender a apreciar el dulzor natural del café y buscar cafés que lo muestren en su perfil de sabor.

El dulzor equilibra los otros sabores y puede crear una experiencia de sabor más completa, y no es necesario añadir azúcar ya que un buen café de calidad puede tener suficiente dulzor natural.

Salado

A diferencia de los sabores dulces y amargos que son comunes en el café, el sabor salado no es un sabor típico que se encuentre en el café.

Por lo general, la presencia de sal en el café es el resultado de una mala práctica de preparación o una contaminación accidental.

Algunos cafés con sabor pueden tener notas saladas artificiales para imitar ciertos perfiles de sabor, pero estos no son cafés tradicionales. En resumen, el sabor salado no es un sabor deseado en el café y puede ser un indicio de un problema de preparación o una contaminación accidental.

Acidez

La acidez del café se refiere a la sensación de sabor que se siente en la lengua, y no se trata necesariamente de un sabor ácido o agrio. En su lugar, la acidez puede ser descrita como una sensación viva y brillante, que puede variar en intensidad y sabor.

Los ácidos en el café se desarrollan durante el proceso de crecimiento del grano y se conservan durante el tostado, entre ellos están:

  • Ácido málico: Proporciona un sabor agrio similar al de las manzanas verdes.
  • Ácido cítrico: Tiene un sabor más parecido a los cítricos.
  • Ácido Acético: Se crea durante el proceso de tostado, recuerda los sabores del vino y de los frutos rojos.
  • Ácido láctico: Da una sensación redonda y cremosa en la boca.
  • Ácido fosfórico: Da una sensación típica de las bebidas efervescentes.

La acidez dependerá de la procedencia del grano de café, como el suelo, la altitud y la temperatura. También la transformación mediante los métodos «natural» y «lavado».

Amargo

El sabor amargo es uno de los sabores más comunes que se perciben después de tomar café. Los polifenoles presentes en la bebida, además de proteger contra los riesgos cardiovasculares, interactúan con las proteínas de la saliva para determinar la intensidad del sabor amargo.

La cantidad de sustancias extraídas del café durante el proceso de preparación también influye en su amargor, y este proceso está influenciado por factores como el tueste, la temperatura del agua, la técnica y el tiempo de extracción.

Además, la cafeína en sí misma tiene un sabor amargo, lo que significa que el café descafeinado generalmente tiene un sabor menos amargo que el café regular.

Umami

El sabor umami se refiere a una de las cinco sensaciones básicas del gusto (junto con dulce, salado, ácido y amargo) y se describe como una sensación sabrosa, a menudo descrita como «carnosa» o «agridulce». Aunque tradicionalmente se asocia con la cocina japonesa, se ha encontrado que el sabor umami está presente en muchos alimentos y bebidas, incluyendo el café.

El sabor umami en el café proviene de los aminoácidos que se encuentran en los granos. En particular, el ácido glutámico es un aminoácido que contribuye al sabor umami en el café. Durante el proceso de tostado, el ácido glutámico se convierte en ácido pirrolidona carboxílico, que es responsable de las notas umami en el café.

Conclusión

A pesar de ser una bebida muy común, el café encierra un mundo de sabores y matices que lo hacen único.

Incluso la mera adición de azúcar determina un cambio de sabor, pensemos en cambio en lo que podríamos descubrir con una pequeña cata, probando unas cucharaditas de una mezcla y luego de otra, el regusto, la sensación que dejará en la boca.

Cada variedad de café posee un sabor y unas características únicas que lo distinguen del resto, desde los matices afrutados y florales hasta los sabores terrosos y amargos. Descubrir todas estas opciones puede ser una experiencia emocionante y gratificante.

Es importante tener en cuenta que la percepción de los sabores (amargo, ácido, dulce, salado y umami) varía en cada persona y puede ser influenciada por adiciones como el azúcar, lo que hace que cada taza tenga un sabor diferente y personalizado.

Te puede interesar: ¿Qué es el café bombón y cómo se prepara?

Escrito por Pablo Barrantes Nevado
Soy Pablo Barrantes, un amante del café. Decidí poner en marcha esta web para resolver todas las dudas que surgen cada día a la hora de preparar nuestra bebida favorita: el café. Soy ingeniero industrial de profesión, pero he trabajado en cafeterías durante muchos años, donde he aprendido todos los secretos sobre las cafeteras y el café. Mi pasión por el café me ha llevado a investigar y estudiar más allá de lo obvio, y gracias a ello, puedo ofrecer soluciones y dar noticias sobre el café y las cafeteras. Espero que disfrutes leyendo tanto como yo investigo, documento y escribo aquí.

Deja un comentario